Casado con los inmigrantes: “el monopolio de los buenos sentimientos no lo tiene la izquierda”

0
290

Pablo Casado, líder del Partido Popular (PP), se ha ido a Algeciras este miércoles en donde se ha encontrado con un grupo de inmigrantes ilegales. El número 1 del PP ha abordado la cuestión de  la inmigración en España con masivas llegadas de subsaharianos a este país estos últimos días

Ante la prensa este miércoles, Pablo Casado ha criticado lo que llama “política de demagogia” del Gobierno. “La política de inmigración no admite demagogias, y tampoco admite bonismos. Se tiene que abordar en una doble perspectiva: la primera dar respaldo a nuestras fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado (…) y la segunda de cooperación, una cooperación eficaz (…)”, ha destacado.

“Yo apuesto por hacer un Plan Marshall en África”

Hoy, en Algeciras, Pablo Casado ha apostado por un Plan Marshall en África.  “Yo apuesto por hacer un Plan Marshall en África en el que los países occidentales apostemos no simplemente por ayudas que pueden acabar con gobiernos corruptos sino en institucionalización, en educación, en inserción laboral, en oficinas de empleo en que se puede dirigir una inmigración regulada, legal con igualdad de derechos y obligaciones”, ha dicho.

Ante la prensa, el líder del Partido Popular ha compartido el dolor de esos inmigrantes en busca de una vida mejor en Europa. “El monopolio de los buenos sentimientos no lo tiene la izquierda. A mí también me desgarra y hablar con estos inmigrantes, saber que lo que les ha pasado, lo que están sufriendo y sobre todo saber todavía que les quedan semanas y meses muy duros o en España o en el resto de Europa…”, ha declarado.

“No se va a resolver esta situación diciendo que puede papeles para todos”

Y añadió: “yo también soy persona y a mí me resulta dramático que en África haya tanta pobreza y que en Europa que haya gobiernos que no hayan sido sensibles a ello”. Pablo Casado ha querido sobre todo descartarse de los populistas. “De nada sirve ni populismos, ni bonismos, ni demagogias” ha subrayado.

Para el líder del PP, las cosas deben ser claras: España no puede ofrecer papeles para todos. “No se va a resolver esta situación diciendo que pueda haber papeles para todos, diciendo que el estado de bienestar en España es ilimitado o diciendo que la ruta de la inmigración ilegal por España es mucho más fácil que por otros países europeos”, advierte.