Miquel Iceta: «Vox no se ha distinguido por la defensa de los derechos de los gays»

0
298

Miquel Iceta, primer secretario del Partido Socialista Catalan (PSC) se ha entrevistado con el diario Elperiodico.es. En la entrevista, muchos temas han sido abordados, entre los que la actitud del PP y también la del independentismo durante la crisis sanitaria. El socialista ne cree que Santiago Abacal sea capaz de defender los derechos de las personas homosexuales

¿Cómo interpreta que ERC no diera su apoyo al último estado de alarma y Ciudadanos sí? ¿Es coyuntural o el principio de un cambio de alianzas?

Estás leyendo un contenido elaborado por la redacción de El Periódico en su compromiso por proporcionar información de calidad y estar cerca de sus lectores en esta crisis sin precedentes en nuestro país. Si te gusta, te invitamos a registrarte. No tiene ningún coste y te permitirá recibir información de calidad a través de nuestra newsletter. Gracias.

ERC, como siempre, al final se deja arrastrar por JxCat. Hicieron ‘president’ a Artur Mas, luego a Carles Puigdemont, luego a Quim Torra… ERC siempre acaba haciendo lo que dice JxCat. Yo creo que es una votación muy concreta. No creo que se esté produciendo un cambio de alianzas. En todo caso, eso se le tendría que preguntar a ERC. Nosotros nos mantenemos con la idea de tener un Gobierno sostenido en una mayoría progresista.

El estado de alarma se aprobó la primera vez con 321 apoyos y la última, con 178. ¿Qué ha hecho Pedro Sánchez para perder tantos votos?

El paso del tiempo hace que la tentación de hacer política partidista crezca. Y por tanto, lo que se ha producido, sobre todo, es un cambio de posición que yo considero muy irresponsable del PP. Pero 178 es mayoría absoluta y más que suficiente para seguir adelante. Pero hay que lamentar que algunos partidos hayan decidido hacer de la crisis del coronavirus un elemento de desgaste del Gobierno. Y ello contrasta con lo que pasa en la mayoría de países europeos y, particularmente, en el país vecino, en Portugal, donde la oposición se ha puesto del lado del gobierno anteponiendo el interés de los ciudadanos, que es lo que creo que corresponde en una situación así.

«A veces el PP hace tanto ruido en un intento de esconder sus propios errores e incongruencia»

El PP denunciará al Gobierno ante la fiscalía por suministrar mascarillas defectuosas a los sanitarios. ¿Qué podría haber hecho mejor el Ejecutivo?

En una crisis como esta siempre se pueden hacer cosas mejor. Por ejemplo, recuerdo que perdieron dos aviones enteros que iban a la Comunidad de Madrid. En un momento de crisis muy grande, de mercado muy roto y con mucha competencia, es posible que en la compra de materiales haya habido algún error. Ahora, ¿eso justifica una oposición como la del PP? Que precisamente el jueves en Madrid dimitió la directora general de salud pública por no compartir directivas políticas que no se adecúan a la realidad que ella conoce. La verdad es que creo que el PP hace a veces tanto ruido en un intento de esconder sus propios errores e incongruencia.

¿Por qué al principio no se podía confinar por territorios, porque es decía que el virus no entendía de fronteras, y ahora sí se desconfina por zonas?

Porque al principio se tenía que parar en seco en todas partes. Creo que es muy lógico: de entrada, la medida más dura y generalizada, y después, una vez vemos cómo están evolucionando las cosas, una desescalada hecha a medida. Y contando totalmente con las comunidades y confiando en que estas dirán realmente cuál es la situación y no tomarán decisiones en clave partidista, sino pensando siempre en la salud pública.

¿Cómo ve a Salvador Illa? ¿Cree que le pasará factura la gestión de la crisis?

Toda crisis desgasta a quien le toca gobernarla. Pero creo que su gestión y la forma en la que está ejerciendo una autoridad tan importante en un estado de alarma realmente le acreditan como una de las personas mejor preparadas para hacer frente a esto. La serenidad, la tranquilidad, la solvencia y el rigor son la marca de Salvador Illa. Y con una crisis como esta no hay mejor marca. Creo que su figura saldrá reforzada.

¿Cuál cree que es la estrategia política de la Generalitat con la pandemia?

Yo creo que ha habido un intento permanente de desmarcarse del Gobierno, de señalar una diferencia. Y eso realmente es un error. No hace falta decir que estás de acuerdo siempre si no lo estás. Pero tampoco hacer de la diferencia la razón de ser. Una crisis así pide de los políticos y los gobiernos la máxima colaboración, y no la máxima expresión del enfrentamientos. Y creo que en demasiadas ocasiones la Generalitat se ha visto empujada a marcar distancias más que a asegurar complicidades y cooperación.

«El Govern intenta marcar distancias y señalar una pretendida mejor gestión si Catalunya fuera independiente»

¿El mensaje que se buscaba dar es, como dijo Meritxell Budó, que «en una Catalunya independiente habría habido menos muertos»?

Eso es lo que dijo. Pero después todo el mundo ve que esta crisis ha sorprendido a todos los gobiernos y, al menos en la primera fase, ha desbordado a todo el mundo. Por tanto, decir que en otra circunstancia las cosas habrían ido mejor… Creo que a veces la Generalitat comete otro error: hablar mucho de lo que depende de otros, pero hablar muy poco de lo que depende de ella. Ha habido un intento de sacarse las pulgas de encima. Y hay que recordar que la autoridad sanitaria en Catalunya es la Generalitat. Y eso no lo ha cambiado el estado de alarma. Y, por tanto, los hospitales, médicos, enfermeras y residencias dependen de la Generalitat. Ha habido un intento de marcar distancias y señalar una pretendida mejor gestión si Catalunya fuera independiente. Más independiente que los EEUU no debe haber nadie. Y, en cambio, su gestión es muy mala. Eso depende de qué gobierno y qué preparación como país tienes. Y yo creo que cuando estemos más hacia el final de este proceso podremos estar razonablemente satisfechos por cómo hemos respondido. Y aprender de las cosas que no han ido suficientemente bien para estar mejor preparados por si en el futuro se reproducen fenómenos así.

Propuso a Torra un pacto de reconstrucción. ¿Cree que tendrá recorrido? ¿Es el momento de dejar de lado los partidismos?

Creo que ahora los ciudadanos quieren que los políticos nos pongamos de acuerdo y resolvamos los problemas. Y estemos por las cosas que realmente importan. La crisis sanitaria no ha acabado, pero creo que la tenemos bien enfocada. Y ahora lo que tenemos que resolver es la social y económica. Y eso requiere acuerdos. Es por eso que le propusimos ese pacto al ‘president’, hemos hecho un primer documento con aportaciones. Y creemos que habría que ir por aquí. Y lo seguiremos planteando porque creo que es la aportación que un partido de oposición como el nuestro tiene que hacer. No tanto extremar la crítica y señalar carencias del Govern sino proponer. Tenemos que preguntar y hacer propuestas. Sumar y construir en una situación muy difícil. Y esa es nuestra línea y la mantendremos.

«Que Junqueras pida fijar fecha de elecciones es el síntoma más claro de la división y ruptura que hay en el seno del Govern»

Oriol Junqueras pide a Torra elecciones antes de la sentencia del Supremo. ¿Cuándo cree que tendrían que celebrarse?

No lo sé. Es una pregunta lógica pero difícil. Creo que en estos momentos la mayoría de ciudadanos cuando escuchan hablar de elecciones se deben quedar muy extrañados, pensando que ahora lo que toca es lo que toca. Ahora no toca fijar fecha electoral. Pero lo que es notable es que esta polémica la tenga dentro del Govern, y que sea precisamente el máximo dirigente de ERC que hable de la necesidad de fijar una fecha ahora. Es el síntoma más claro de la división y ruptura que hay en el seno del Govern. Y un Govern roto no es un buen gobierno para afrontar esta crisis ni la gobernabilidad de un país.

¿Es partidario de tender puentes con ERC?

Yo soy partidario de tender puentes con todo el mundo. Tenemos acuerdos con todas las fuerzas políticas en Catalunya, particularmente a nivel municipal. Y somos un partido por el acuerdo, la suma, la construcción. Y sin duda queremos acuerdos que permitan avanzar en un sentido progresista. Pero creo que ERC está aún en una lógica de ganar las elecciones y después ya veremos. Y nosotros no estamos en esa tesitura, sino en intentar ser útiles. En el Parlament estamos en la oposición, pero gobernamos muchos ayuntamientos, Diputació y Área Metropolitana de Barcelona y en el Gobierno de España. Tenemos esta doble dimensión e intentamos ejercerla con mucha responsabilidad.

Hablando precisamente en clave local y de los republicanos, ¿se pondrán de acuerdo para evitar que Xavier García Albiol gobierne de nuevo en Badalona?

Con ERC habíamos llegado a un acuerdo a nivel local, pero la dirección nacional parece que no lo ha visto bien y ha desautorizado a su sección badalonesa. Nosotros queremos un gobierno estable y sólido en Badalona para el resto de la legislatura. Y lo más progresista posible. Y estamos hablando con todo el mundo, con ERC, los ‘comuns’ y Dolors Sabater, intentando encontrar esa solución. Pero la tienen que decidir la gente de Badalona, que son los que tienen que garantizar la estabilidad los próximos años. Desde el PSC no haremos ninguna injerencia ni desautorizaremos a nuestra gente en Badalona, y en concreto a Rubén Guijarro, porque es la persona que tiene nuestra confianza total.

¿Sigue sin haber hablado con Álex Pastor?

Sí, le llamé y me salió el buzón de voz. Le dejé un mensaje. Y cuando él lo considere podremos hablar.

¿Comparte la decisión del alcalde socialista de Sant Andreu de la Barca de declarar persona ‘non grata’ a la ‘consellera’ Vergés?

No. Es una declaración que no comparto y se lo he dicho, que tendríamos que distinguir la legítima crítica política de una declaración así. Creemos que hay un margen muy amplio para la discrepancia política, que Salut no lo ha hecho bien en Sant Andreu de la Barca, no ha acogido las propuestas de colaboración del ayuntamiento y en esto se ha equivocado. Pero una cosa es la discrepancia política sobre decisiones concretas y otra señalar a una persona como ‘non grata’. Lo he dicho en otras ocasiones, cuando lo ha hecho algún ayuntamiento independentista con Inés Arrimadas o cuando se hizo en La Pobla de Segur con Josep Borrell. No corresponde a una institución señalar a una persona como no querida sea cual sea la razón. En una crisis sanitaria como esta una desautorización personalizada en la responsable de la política de Salut no nos parece el camino más acertado ni mucho menos y nosotros no lo hubiéramos hecho ni mucho menos.

Fue el primer político español que dijo que era gay. ¿Qué li parece que Santiago Abascal se presentara el miércoles como el defensor dels gays frente a la izquierda?

Por sus obras los conoceréis, como dicen en la Biblia. Vox no es un partido que se haya distinguido por la defensa de los derechos de los homosexuales, sino todo lo contrario. Ya me gustaría que sus palabras fueran acompañadas de hechos. Sería un avance para todo el mundo.

«Me afecta mucho más la pandemia que el ‘procés’ del 2017. Son cosas distintas, pero una fue un accidente y otra un error político que nos podríamos haber ahorrado»

Javier Cercas le afectó más el ‘procés’ del 2017 que la pandemia mundial. ¿Y a usted?

Son cosas muy distintas. A mí me afecta mucho más la pandemia porque hay miles y miles de muertos. Algunos de ellos conocidos. Y es una afectación muy directa, personal y humana. Pero sí que es verdad que una cosa fue un accidente y otra fue un error político. Una nos la podríamos haber ahorrado; me temo que la pandemia no. Pero con las expresiones hay que ir con mucho cuidado. El miércoles, una diputada independentista decía que, más que la pandemia, le preocupaban las libertades, y también hubo quien la criticó por eso. Son cosas muy distintas y no se puede establecer una comparación directa. Ahora, por lo que tenemos que luchar es por la vida y la salud de la gente, y eso es mucho más importante, por gordo que fuera lo que pasó en Catalunya en el 2017. Pero tenemos que empezar a aceptar todos las opiniones de los que piensan distinto. Me sorprende la poca capacidad que hay en las redes por parte de muchos de aceptar que no todo el mundo piensa como ellos. Y la tentación de silenciar a los que no piensan como tú. Tenemos que luchar contra estas pulsiones, que no dejan de ser más que autoritarias. Tuiteé esa entrevista de Cercas sin hacer más comentario y solo por eso ya se me criticaba, cuando en esta entrevista había muchas cosas que se podía estar o no a favor, pero que eran planteamientos dignos de ser discutidos.